Espacio al amor·Uncategorized

Enseñando a ser Feliz

Placeholder ImageY qué si quiero ser yo? A quien puede importarle mi libertad? Esa que me he ganado a base de sacrificio? A nadie ha de importarle como piense, como viva, como salgo adelante. Fijarse en mi solo debería ser para que te sirva de ejemplo. No se critica lo que no se ha logrado. No se habla de lo que no se sabe. Se libre, sí, se libre como yo, aunque te parezca absurdo. Pero sobre todo, SE FELIZ. No cuesta nada y regocija el alma. La envidia no, la envidia mata a quien la padece, le enferma el alma y debilita el corazón hasta que la persona muere. Se muere de envidia cuando no se tiene vida propia por andar husmeando en la del prójimo. Tened mucho cuidado porque puede que una vez sentido, no se recupera del todo quien lo ha padecido.

Un comentario sobre “Enseñando a ser Feliz

  1. Texto muy interesante, así es la envidia es muy mala compañera. Es mejor ser feliz, pero no siempre es posible. Hay tantas circunstancias en la vida, tantas situaciones, tantos reveses, que no siempre resulta fácil ser feliz. A veces no se consigue vivir como uno quisiera, y siente que ha fracasado. Además viviendo en sociedad, no todo depende de ti, ya que las relaciones personales dependen de varias personas, no sólo de ti. Aún así, procuremos ser felices, valorando las pequeñas cosas de la vida. Gracias por compartir este momento de reflexión. Un abrazo, y disfruta de tu libertad.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s